27 de abril de 2012

Western Digital está desarrollando sus HHD (Hybrid Hard Drive)

Aunque lo parezca, Seagate no es el único fabricante de unidades de almacenamiento que ha visto el potencial de las memorias de estado sólido — aunque las ha menospreciado recientemente a través de su CEO — Western Digital también piensa en el futuro de la tecnología de almacenamiento magnético, y la evolución pasa por incluir módulos SSD en forma de memoria caché para acelerar el acceso a los archivos más importantes del disco duro. La compañía confirmaba el jueves que ha comenzado el desarrollo de sus propias unidades HHD (Hybrid Hard Drive) que al igual que los discos Momentus XT de Seagate, combinan la capacidad de almacenamiento del plato magnético tradicional con la gran velocidad de las memorias NAND Flash.

Western Digital adquiría en el mes de marzo Hitachi Global Storage Technologies, firma con valiosa experiencia en el campo de las memorias NAND Flash y los SSD en un esfuerzo por ampliar su campo de negocio, y ahora pondrán esa experiencia en buen uso con la creación de una nueva línea de discos híbridos. “Continuamos invirtiendo en áreas de crecimiento estratégico como los SSD, unidades híbridas y el hogar digital”decía el CEO de la compañía durante la conferencia financiera trimestral. Las unidades SSD+HDD de WD serían la única competencia para la serie Momentus XT (2,5 pulgadas) y las nuevas unidades Barracuda XT (3,5 pulgadas) de Seagate, lo que podría ofrecer al fabricante un empuje comercial aún mayor al ya conseguido por la calidad de sus dispositivos de almacenamiento, elección primera de una gran parte de los consumidores con experiencia.
Este tipo de unidades, que han tenido gran acogida especialmente entre los usuarios de ordenadores portátiles, ofrecen la valiosa capacidad extra de los discos magnéticos y añaden un acceso mucho más rápido a través de una memoria intermedia, de tipo SSD caché, donde se almacenan los trozos de información más recurridos, como archivos de arranque del sistema operativo, o aplicaciones más utilizadas, para conseguir una mejora evidente sobre los conocidos buffer de entre 16 y 32MB que actualmente integran los discos duros. Sólo cabe esperar a que el desarrollo de las nuevas unidades Western Digital Híbridas, de las que no se conoce hasta ahora ningún detalle por el momento, sea rápido, y podamos beneficiarnos de la competencia entre fabricantes con precios más accesibles y dispositivos de mayor calidad.
Escrito por Angel Garcia en
Aunque lo parezca, Seagate no es el único fabricante de unidades de almacenamiento que ha visto el potencial de las memorias de estado sólido — aunque las ha menospreciado recientemente a través de su CEO — Western Digital también piensa en el futuro de la tecnología de almacenamiento magnético, y la evolución pasa por incluir módulos SSD en forma de memoria caché para acelerar el acceso a los archivos más importantes del disco duro. La compañía confirmaba el jueves que ha comenzado el desarrollo de sus propias unidades HHD (Hybrid Hard Drive) que al igual que los discos Momentus XT de Seagate, combinan la capacidad de almacenamiento del plato magnético tradicional con la gran velocidad de las memorias NAND Flash.

Western Digital adquiría en el mes de marzo Hitachi Global Storage Technologies, firma con valiosa experiencia en el campo de las memorias NAND Flash y los SSD en un esfuerzo por ampliar su campo de negocio, y ahora pondrán esa experiencia en buen uso con la creación de una nueva línea de discos híbridos. “Continuamos invirtiendo en áreas de crecimiento estratégico como los SSD, unidades híbridas y el hogar digital”decía el CEO de la compañía durante la conferencia financiera trimestral. Las unidades SSD+HDD de WD serían la única competencia para la serie Momentus XT (2,5 pulgadas) y las nuevas unidades Barracuda XT (3,5 pulgadas) de Seagate, lo que podría ofrecer al fabricante un empuje comercial aún mayor al ya conseguido por la calidad de sus dispositivos de almacenamiento, elección primera de una gran parte de los consumidores con experiencia.
Este tipo de unidades, que han tenido gran acogida especialmente entre los usuarios de ordenadores portátiles, ofrecen la valiosa capacidad extra de los discos magnéticos y añaden un acceso mucho más rápido a través de una memoria intermedia, de tipo SSD caché, donde se almacenan los trozos de información más recurridos, como archivos de arranque del sistema operativo, o aplicaciones más utilizadas, para conseguir una mejora evidente sobre los conocidos buffer de entre 16 y 32MB que actualmente integran los discos duros. Sólo cabe esperar a que el desarrollo de las nuevas unidades Western Digital Híbridas, de las que no se conoce hasta ahora ningún detalle por el momento, sea rápido, y podamos beneficiarnos de la competencia entre fabricantes con precios más accesibles y dispositivos de mayor calidad.

0 comentarios: